Promotor: Asociación "Paisaje y Agricultura Sostenible"

Metodología de GO Setos

Implantación de los setos

En la fase preparatoria se elaborará el documento Diseño en detalle de setos multifuncionales donde se conjugarán las necesidades de polinizadores y enemigos naturales, de conservación de la flora amenazada, así como de control de la erosión y captación de nitrato y CO2 con las necesidades agronómicas de la explotación. Para ello, se realizará un trabajo a tres bandas (IMIDA, CEBAS-CSIC y ANSE) con cada uno de los gestores de las explotaciones para diseñar un seto de maximice los servicios y que interfiera lo mínimo posible en la actividad agrícola.

En esta fase se determinará composición específica (tomando como referencia las especies enumeradas a continuación), formato de los plantones empleados, abundancia de las especies en el seto, ubicación de las especies, método de plantación (manual, máquina), cuidados culturales (acolchado plástico u orgánico, riego, escardas) todo ello considerando las posibilidades de cada explotación. El documento incluirá los cuidados culturales acordados con el gestor de la finca.

A partir de la información anterior, se procederá a producir y/o localizar el material vegetal más adecuado, tanto en viveros de ANSE como en viveros comerciales (producción por encargo).

En colaboración con los miembros del GO se procederá a la implantación de los plantones en las fincas agrícolas, considerando la época más adecuada para ello de octubre a febrero, que podría alargarse hasta marzo /abril siempre y cuando el seto cuente con riego y exista un compromiso del miembro del GO a garantizar sus cuidados.

Los setos se dotarán de riego y protectores para garantizar su rápido desarrollo. Los miembros del GO con el asesoramiento de ANSE procederán al mantenimiento y los cuidados culturales necesarios para garantizar el adecuado desarrollo del seto que serán inspeccionados al menos una vez al mes por el Agente de Innovación para garantizar su correcto desarrollo y abordar cualquier desvío que pudiera surgir.

 

Control de la erosión y escorrentía, evolución al suelo y captura de CO2

En la fase previa a la implantación de setos se realizarán inventarios para determinar el volumen de erosión producidas por distintas lluvias. Estos inventarios consistirán en delineación de los regueros que se producen en los campos de cultivo tras los episodios lluviosos con GPS de precisión submétrica. A intervalos se medirá profundidad y anchura del reguero de tal manera que se obtendrá una imagen tridimensional de la erosión y se podrá calcular su volumen. Asimismo, este inventario permitirá determinar los puntos calientes de erosión dentro de las parcelas y ajustar el diseño de los setos en función de los resultados. Esta metodología fue desarrollada durante el proyecto RECONDES (véase descripción del CSIC-CEBAS). Una vez implantados los setos se repetirán estos inventarios prestando especial atención al efecto barrera de los setos, esto es determinando qué regueros continúan más allá de los setos y, por tanto, se consideran erosión no controlada y cuáles no.

Para evaluar la evolución del suelo en el entorno de los setos se tomarán al menos 5 muestras de suelo (0-20 cm) en 3 sectores representativos de los setos de un conjunto homogéneo aguas arriba del seto, 5 en el lugar de implantación del seto y 5 aguas abajo antes de la actuación. Este muestreo se repetirá 3 meses antes de la finalización del proyecto. La evolución de las variables edáficas es lenta y por tanto, no se considera útil muestrear en momentos intermedios. En cada muestra se determinará al menos C orgánico total, N total, textura y contenido de agua a capacidad de campo y punto de marchitamiento.

La captura de CO2 se calculará a partir del enriquecimiento en C orgánico total en el suelo adyacente a los setos y de la biomasa acumulada en la vegetación. Para calcular la biomasa acumulada en la vegetación se estimarán curvas alométricas que relacionen la biomasa de una especie de planta con dimensiones básicas que se pueden medir en campo (generalmente altura y dos diámetros perpendiculares de copa o diámetro de tronco para especies de mayor porte). Asimismo, en cada uno de los sectores representativos de los setos se medirán 3 meses antes de la finalización del proyecto al menos 10 plantas de cada especie. Para cada especie a partir de las curvas alométricas, la frecuencia de los distintos tamaños de planta y la densidad total se podrá estimar el C secuestrado en la biomasa aérea. Finalmente el C secuestrado en la biomasa de raíces se estimará a partir de la extracción de cores de 5 cm de diámetro hasta un 1 m de profundidad obtenidos en los mismos puntos de muestreo del suelo. Las raíces se separarán del suelo por lavado y flotación.

Seguimiento de enemigos naturales y polinizadores

Para determinar la abundancia y riqueza de enemigos naturales, fitófagos e insectos polinizadores, los setos de cada una de las fincas revegetadas se muestrearán 6 a lo largo de la duración del proyecto, preferiblemente en primavera. Los muestreos de enemigos naturales y fitófagos se realizarán mediante el golpeo de la vegetación sobre embudos entomológicos de 28 cm de diámetro. El muestreo se realizará de manera independiente para cada una de las especies de plantas que componen el seto; se muestrearán 10 individuos seleccionados al azar de cada especie de planta. El procesado de las muestras se realizará en el laboratorio bajo el microscopio estereoscópico. De cada una de las especies de artrópodos, se conservarán especímenes en alcohol o montados en alfileres para su posterior identificación. En el caso de los polinizadores se realizarán muestreos visuales en transectos de setos durante 10 minutos y capturas con manga entomológica para la identificación de las especies, anotando la especie de planta donde se observa o captura cada individuo. En los transectos, los insectos polinizadores se identificarán a nivel de género. Los especímenes capturados con la manga se llevarán al laboratorio para su conservación e identificación a nivel de especie.

Estos muestreos están basados en nuestras experiencias previas y en metodología publicadas (Tuell & Isaacs, 2010; Blaauw & Isaacs, 2014; Sanchez et al., 2014; Sánchez et al., 2016; Pérez-Marcos et al., 2017). Además, se realizará una estima de la cobertura total y del porcentaje de floración de cada especie de planta empleando cuadrados de muestreo de 2×2 m. Este muestro se repetirá 2 veces en cada seto disponiendo el cuadrado al azar.

Para determinar si los setos dan lugar a un incremento de los enemigos naturales en los cultivos adyacentes, se muestrearán parcelas con setos en los márgenes y parcelas control con márgenes sin revegetar. Los cultivos arbóreos, como por ejemplo el peral y el olivo, se muestreará mediante golpeo sobre manga entomológica y conteo in situ. Se golpeará una rama de 20 árboles, en un gradiente de distancias desde las filas externas hacia el interior de la parcela, con el objeto de registrar un posible efecto borde. En cultivos herbáceos, se contarán el número de las diferentes especies de enemigos naturales y fitófagos en 20 hojas y 20 flores en un gradiente de distancias. En el caso de cultivos con polinización entomófila, se realizarán muestreos para polinizadores mediante transectos de 5 minutos desde las filas externas hacia el interior de la plantación. En todos los casos, se tomará muestras de las especies que no puedan ser identificadas en campo para su posterior identificación en el laboratorio. Se recurrirá a especialistas o a la secuenciación de genes cuando existan dudas acerca de la identidad de las especies.

Seguimiento del desarrollo del seto

La Asociación de Naturalistas del Sureste desarrollará las acciones de seguimiento del desarrollo del seto de cada uno de los ejecutados, para lo cual se recopilarán los datos básicos de ejecución del mismo (fecha de plantación, especies, número de ejemplares, talla de los ejemplares introducidos, talla, formato), así como de los cuidados culturales aportados (riegos, frecuencia, volumen, consumo por herbívoros) comparándolos con los previstos en el documento de diseño. Para una representación suficiente de individuos de cada especie se cuantificará el crecimiento en altura, diámetro del tronco, así como dimensión de la copa. Asimismo, se registrará floración, fructificación y, en su caso, regenerado de las especies del seto.

Conclusiones del proyecto

Los colaboradores externos y el Agente de Innovación, junto con los socios del Grupo Operativo, redactarán el documento de conclusiones que dará lugar a un “Manual Técnico de Buenas Prácticas”, que debe incluir evaluación de las posibilidades para el desarrollo de setos (Custodia del territorio, RSC, Compensación de Emisiones de Gases de Efecto Invernadero, etc).

Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural: Europa invierte en las zonas rurales